El Espíritu prevalece sobre la Ley.

En este penúltimo día de Capítulo han sido aprobados los Estatutos Particulares de la nueva Provincia. Con un ligero retraso, algo excepcional en un Capítulo en el que ha prevalecido una exquisita puntualidad, dan comienzo las sesiones de esta sexta jornada capitular. Como hacemos siempre, al inicio de las sesiones diarias, nos hemos encomendado a la ayuda del Señor y hemos invocado a su Santísima Madre. Los primeros minutos de la sesión se dedican a la lectura de las actas de la sesión anterior y, como todos los principios del día, se da cuenta de las nuevas adhesiones que se están recibiendo, destacando la de Fr. Mauro Vallejo, Ministro Provincial de San Francisco Solano de Perú.

 A continuación Fr. José María Saínz informa del resultado del escrutinio de las votaciones efectuadas en la sesión anterior de los artículos de los Estatutos Particulares. Han sido aprobados todos los artículos, al menos con mayoría cualificada; y un gran número de ellos con más de 60 votos de los 64 votantes. Esto da la medida de la gran aceptación de este Capítulo a los nuevos Estatutos Particulares, que regirán la vida de la Provincia de la Inmaculada. Informa el ponente de que existe una propuesta para añadir un nuevo artículo que subsane la carencia de estos Estatutos sobre el Discretorio local. La propuesta consta de cuatro artículos. Consensuada la formulación definitiva, después de una breve discusión, son sometidos cada uno de los artículos a votación. Todos son votados favorablemente. Finalmente, como corresponde a derecho, se vota en bloque todo el articulado, que es aprobado casi por unanimidad.